¿Qué gastos se deben incorporar en el presupuesto en la nueva normalidad?

0
389
La “nueva normalidad” ha modificado las finanzas de muchas familias que han comprendido la importancia de alejarse de los gastos innecesarios y priorizar lo esencial. Foto/ Fuente: Prensa Cooperativa Andalucía / Taktikee Consultores de Comunicación/ Richard Condor / Cecibel Aguilar.
La “nueva normalidad” ha modificado las finanzas de muchas familias que han comprendido la importancia de alejarse de los gastos innecesarios y priorizar lo esencial. Foto/ Fuente: Prensa Cooperativa Andalucía / Taktikee Consultores de Comunicación/ Richard Condor / Cecibel Aguilar.

La “nueva normalidad” que se vive en el país hace un poco más de dos meses, ha implicado un sinnúmero de cambios en la vida de las personas.

En el aspecto económico, muchas familias han comprendido la importancia de alejarse de los gastos innecesarios y priorizar lo esencial, como por ejemplo: implementos de bioseguridad y todas aquellos artículos que permitan precautelar la salud y bienestar de la familia. Pero, ¿qué otros gastos se deben tomar en cuenta?

Belén Luzón, jefe de Negocios de Cooperativa Andalucía, comparte a continuación 5 cosas que se deben incluir en el presupuesto personal o familiar en esta nueva realidad:

1. Artículos de cuidado personal: Las mascarillas, termómetros, visores, alcohol, gel antibacterial, desinfectantes para el hogar, se han convertido en aliados imprescindibles para proteger y cuidar la salud frente al COVID-19. Se recomienda buscar ofertas o kits que incluyan lo esencial para el cuidado de la salud. Muchas veces los precios son inferiores si se compra en combo o si se lo hace en los días de descuentos de las farmacias u otro tipo de comercios.

2. Seguro médico y gastos de salud en general: En los últimos meses, muchas personas decidieron contratar un seguro médico para no tener problemas económicos en caso de posibles contagios por el COVID-19, que -como es de conocimiento público- puede generar costosos gastos hospitalarios y de medicación. Aunque algunos seguros ya incluyen la cobertura en caso de padecer esta enfermedad, hay otros que se crearon exclusivamente para estos casos. La especialista de Cooperativa Andalucía, señala que es importante cotizar varias opciones y elegir la que mejor se adecue a sus necesidades. Al adquirir paquetes familiares, se pueden obtener algunos beneficios adicionales.

Al rubro de salud se suman otros gastos como medicinas, consultas médicas, exámenes de laboratorio, e incluso multivitamínicos para proteger el sistema inmunológico y tener un mayor bienestar.

3. Alimentación: Es fundamental para la vida diaria. Al estar mayor tiempo en casa, la alimentación sana le permitirá ahorrar recursos y mantener una buena salud si se lo hace equilibradamente. Anteriormente, muchas personas acudían a restaurantes para alimentarse, pero ahora esto ha cambiado y hay personas que prefieren preparar sus alimentos en casa, así puede comer todos a un menor costo. Sin embargo, quienes acostumbran a pedir comida a domicilio deben considerar los gastos que esto implica así como el costo del servicio de delivery, para un mejor manejo del presupuesto.

4. Adecuar los espacios del hogar para estudiar y trabajar: El espacio de la casa para trabajar o estudiar es un nuevo gasto que se debe considerar. Para favorecer su correcta ejecución, muchas personas han tenido que adquirir por su cuenta ciertos insumos como sillas ergonómicas, lámparas, escritorios, apoyapiés, el pago de Internet, membresías a plataformas virtuales, entre otros. Así también, muchas familias han debido invertir en la adecuación de espacios para el teletrabajo o para las clases virtuales de sus hijos, lo que finalmente se vio reflejado en un gasto extra. Y aunque trabajar desde casa tiene muchas ventajas, dice Luzón, también implica un aumento en los pagos de ciertos servicios como luz, internet y teléfono, lo cual debe ser considerado dentro del presupuesto.

5. Transporte: Para quienes deben salir de casa y no cuentan con transporte privado, es importante considerar un monto del presupuesto para aplicaciones de movilidad que implican un menor riesgo de contagio, o también pueden optar por medios de transporte alternativos como la bicicleta, que le permitirán desplazarse de manera segura y evitar aglomeraciones.

Sobre los pasos a seguir para cuidar las finanzas familiares:

Ahora más que nunca, las familias deben actuar con prudencia y organizar sus finanzas de manera adecuada. Esto es clave para conocer en qué se van a destinar los gastos del hogar. “Se debe analizar con claridad la nueva realidad de cada familia para revisar cómo está su presupuesto personal, cuál va a ser el aporte destinado y revisar cómo se van a clasificar los gastos”, expresa Belén Luzón, jefe de negocios de Cooperativa Andalucía, y brinda algunas recomendaciones para manejar de mejor manera las finanzas: Organizar el presupuesto: Ser una persona ordenada con las finanzas, es algo que se puede aprender en todo momento y en toda edad. Para iniciar, en una hoja de cálculo en su computadora o en una agenda debe llevar el registro y control tanto de los ingresos y gastos que realice cada mes. De ese modo, tendrá siempre presente la realidad de sus consumos y esto le permitirá ser más consciente con sus gastos. Seguramente la pandemia le permitirá ahorrar en gastos de movilización, comida fuera de casa, asistencia a eventos sociales, membresías en gimnasios, entre otros, que pueden suspenderse o postergarse para un futuro.

Comprar inteligentemente: Es importante contar con una lista clara de las compras que debe realizar para alimentación, artículos de higiene y limpieza, servicios básicos, plan de internet, medicinas, seguro de vida, entre otros.  Por ejemplo, se puede ir al supermercado con la lista previa de lo esencial para no terminar comprando insumos innecesarios y también para optimizar el tiempo y evitar el contacto social con terceros. Otra alternativa es usar los cupones de descuentos, buscar ofertas o promociones en las compras de víveres para el hogar o en medicinas que son esenciales en este tiempo.

Evitar los “gastos hormiga”: Para no malgastar el dinero, se sugiere planificar las compras necesarias. Muchas veces se acostumbra a comprar artículos por impulso y que no estaban considerados en el presupuesto. Por tratarse de gastos pequeños, se tiende a pensar que no son significativos. Sin embargo, el vuelto de la tienda o la farmacia pueden ser un gran punto de ahorro si lo guardan para un futuro.

Cancelar o suspender servicios innecesarios: Analice si en realidad está aprovechando los servicios que tiene contratados o las suscripciones a actividades extracurriculares como el gimnasio, clubes sociales, entre otros. Actualmente, la tecnología permite que las personas puedan realizar muchas actividades desde casa a un bajo costo o de manera gratuita que pueden ser un punto de ahorro. Alternativas como conciertos gratuitos virtuales, seminarios, talleres y muchas más opciones están disponibles al público.

Destinar un monto para el ahorro: El ahorro debe ganar terreno y ser algo indispensable dentro de la familia durante esta nueva normalidad. De acuerdo con la experta de Cooperativa Andalucía, lo recomendable es destinar al menos el 10% del ingreso y llevarlo en una cuenta separada para que no se convierta en dinero corriente. Asimismo, se puede poner a trabajar esos ahorros y hacer que su dinero crezca por medio de inversiones inteligentes y con el respaldo de varios productos financieros. En la actualidad existen varias alternativas de ahorro que pueden ayudar a que esta práctica se realice de manera frecuente, segura y rentable.

Así, por ejemplo, Cooperativa Andalucía ofrece entre sus productos financieros un Plan de Ahorro Programado con depósitos mínimos de 20 dólares mensuales, una alta rentabilidad y plazo mínimo desde 6 meses para facilitar a sus clientes el cumplimiento de sus sueños. Otra opción es el Plan de Ahorro Flexible, a través del cual el cliente tiene la posibilidad de elegir el monto mensual a ahorrar y el tiempo (por un mínimo de 24 meses, y hasta 30 años) de acuerdo con su meta financiera, con una tasa de interés anual del 7%.

Deja un comentario