Las redes sociales fueron eco de fuertes críticas para la cantante estadounidense Lana del Rey, quien compartió fotografías estrenando su nuevo look.

La cantante fue víctima del llamado “body shaming”, o en español, «avergonzar a alguien por su cuerpo». Lana del Rey fue blanco de criticas por su estado y apariencia física.

Esto provocó que varios de sus seguidores comenzaran a ocupar la red social Twitter con el hashtag #WeLoveYouLana, convirtiéndolo en Tendencia durante el fin de semana, buscando así apoyar a la intérprete de “Doin’ Time”.

Por su parte la cantante hizo caso omiso a las críticas publicando en su cuenta de Instagram diversas fotografías con su nuevo look, ocasión que aprovecharon nuevamente sus seguidores para llenar las publicaciones con comentarios positivos.

Deja un comentario